Ingrese su Usuario

Embalaje para uso logístico: el packaging se implica en la venta

Sin embargo, el sector se encuentra en una situación en la que considera que ganar clientes sólo con el recorte de precios es una conducta suicida para la cuenta de resultados. Seguir ofreciendo sólo producto más barato ya no es garantía para la supervivencia de las compañías, así que muchas de ellas están concentradas en mejorar las prestaciones del embalaje. Las opciones pasan desde aumentar la seguridad que aporta el producto (manteniendo la estrategia de reducir gramajes sin perder propiedades) hasta ofrecer nuevas prestaciones, relacionadas sobre todo con la visibilidad del producto de cara al cliente y con la ya célebre huella de carbono.

Con todo, de los tres grandes segmentos analizados en este reportaje, existen ciertas particuliaridades dignas de mención. El mercado de los consumibles, el más afectado por la entrada de producto asiático, está viviendo un proceso de concentración en manos de grandes grupos, a costa de la liquidación de los pequeños, capaces de mantener el pulso inversor necesario para seguir innovando. Es, de lejos, donde más se observa la diversificación como única táctica posible. En el caso de las cajas y palés de plástico, la fuerte competencia desde el cartón y los pools ha empujado a las empresas a participar en procesos de fusión, al tiempo que se lanzan nuevos productos destinados fundamentalmente a ganar espacio en las grandes superficies a base de mejorar la presencia del contenido.

En cuanto a los palés y contenedores de madera, la estrategia única parece que pasa por sobrevivir como se pueda en un entorno cada vez más complejo y en el que el sector alimentario no ha sabido relevar plenamente al de la construcción como mercado principal de trabajo. Los diseños a medida del cliente parecen la única solución para mejorar los ingresos.
 

Fuente: Alimarket